Odisea de un papá argentino para recuperar a su hija

miércoles, 3 de febrero de 2010

Odisea de un papá argentino para recuperar a su hija



La madre desapareció con la niña en 2006. El padre acudió a la Justicia en Argentina, en EEUU y ahora en España donde finalmente la encontró luego de 3 años y 2 meses.

(Sevilla -ESPAÑA) - El Caso JULIA SOFÍA que puede verse actualmente en Internet, está a punto de tener su corolario en Sevilla, ya que el padre de la niña (M.C.), ayudado por investigadores privados españoles, encontró el paradero de su hija, y ahora mantiene una Demanda de Paternidad Extramatrimonial ante el Juzgado Civil N° 14 de Sevilla, a cargo de María Jose Moreno Machuca. Se busca con ello que finalmente la niña pueda gozar del apellido del padre, y de los derechos que le corresponderían por ello.

La menor, de nacionalidad estadounidense, es hija de dos padres argentinos, pero la madre que por entonces residía en Nueva York, insistió en ponerle solamente su apellido, ya que mantenía un casamiento de conveniencia con un ciudadano norteamericano para obtener su ciudadanía y temía que su fraude fuera descubierto.Sin embargo luego la pareja convivió dos años en Argentina, y ante las presiones del padre de la niña de llegar hasta la Justicia Civil para darle su apellido a la menor, la madre huyó del país en Noviembre de 2006, primero a EEUU y luego a Europa, no volviendo a ver el padre a su hija hasta enero del corriente año en Sevilla.

El caso ha tomado connotaciones diplomáticas entre ambos países, ya que a todo lo anterior se suma una Denuncia por abuso sexual que el padre ha planteado en Argentina contra la madre de la menor, y que la Cancillería argentina y luego la Embajada de Argentina en España han presentado ante la Dirección General de Infancia y Familias, de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía.

El expediente de la denuncia penal, fue trasladado a la correspondiente delegación provincial de Sevilla, y la investigación está en este momento a cargo de la Fiscalía de Protección bajo el N° 1103/09.

El padre de la niña, que contaba con la promesa de regreso de quien en ese momento era su pareja, no pudo impedir que la progenitora trasladara a su hija fuera del país, ya que no contaba legalmente con el status de padre. Sin embargo, luego de comprobar que se la habían llevado para no regresar, entabló una Demanda en 2007, y una Demanda en 2008 en Argentina, intentando interrumpir los plazos que determina la Convención de la Haya sobre los Aspectos Civiles de las Sustracción Internacional de Menores.

También acudió con su pedido a la Corte de Familia de Nueva York, donde había nacido su hija, pero el único lugar en donde finalmente pudo entablar Demanda contra la madre fue en España, en donde meses antes la habían encontrado investigadores privados contratados por él.

El padre de la menor debió radicarse provisoriamente en España, y aunque ha logrado recuperar contacto con la niña, la madre sigue negándose a darle la verdadera filiación a su hija, y solo habría ofrecido al demandante un régimen restringido de visitas, poniendo como condición que retire la Demanda.

Por carriles paralelos se sustancia la Causa Penal contra la madre, que de comprobarse en forma fehaciente, podría influir a la hora de que un Juzgado de Familia español, determine el futuro régimen de custodia de la niña.

Te gusta?